Faltas que cometió el sector salud contra personas LGBT+ en 2021

El IMSS incurrió en varias faltas contra la población LGBT+ en 2021. / Foto: El Sol del Centro

Desafortunadamente, en 2021 el sector salud fue uno de los que más faltas (entre ellas casos de discriminación) cometió en contra de las personas LGBT+.

A pesar de que el acceso a la salud es un derecho universal y reconocido constitucionalmente, en 2021 muchas personas LGBT+ lo vieron vulnerado por personal médico o administrativo que cometió faltas y casos de discriminación. Como lo podrás notar en este conteo de fin de año, la negligencia, falta de interés y el estigma no solo forman parte de las instancias del sistema público. También se reportaron denuncias contra unidades del sector privado.

1. No importó la condición en la que se encontraba, lo dejaron sentado en la sala de espera

‘D’, un paciente que vive con VIH, acudió en septiembre de 2021 a su clínica del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS): Hospital General Regional 1 Dr. Carlos Mac Gregor. Se presentó en el área de urgencias, ya que llevaba signos de citomegalovirus.

Pese a las circunstancias, el personal de la unidad lo dejó esperando 24 horas. Cuando llegó el momento de atenderlo, no pudieron seguir las instrucciones del médico porque no contaban con el material requerido. Además de una tomografía con contraste, se le ordenó una biopsia, misma que le fue negada.

Días después, ‘D’ y su familiar regresaron a la clínica. Les dijeron que su caso no se consideraba como una emergencia. Después de 12 horas de espera lo canalizaron y pasó 3 días en el piso de urgencias.

Previo a la falta de atención, ‘D’ tuvo problemas en el acceso a su tratamiento. Por ello, la organización VIHve Libre intervino. Tras la negligencia, la madre de ‘D’ solicitó un traslado. Se lo dieron a Centro Médico Nacional Siglo XXI. CONOCE LA HISTORIA COMPLETA DE ‘D’.

Estado del cuello de ‘D’ después de la primera intervención que fue necesaria debido a su condición / Foto: Cortesía

2. «Estadísticamente, las personas LGBT+ son más promiscuas»: respuesta de un funcionario del IMSS

Dentro de este listado de faltas y casos de discriminación hacia personas LGBT+ cometidos por el sector salud en 2021 encontramos la experiencia de Itzel. El 26 de noviembre, la joven asistió al Hospital General de Zona 57 (Cuautitlán Izcalli, Edomex) del IMSS  para donar sangre.

Desde el llenado del cuestionario se dio cuenta de que la clínica replica ciertos prejuicios sobre la comunidad. Una de las preguntas estaba destinada a sus prácticas sexuales. Itzel contestó con sinceridad.

Cuando se acercó a recoger los resultados de sus análisis, la persona a cargo le volvió a preguntar si había tenido contacto sexual con alguien de su mismo sexo. Ella contestó que sí. Enseguida se le dijo que «por norma no podía donar».

Dado que la chica había revisado las disposiciones de la Norma Oficial Mexicana (NOM) 253, cuestionó tal decisión. Aun así, recibió una negativa. Las cosas no quedaron ahí. La llevaron con el jefe del laboratorio, quien le cedió la autorización, pero solo por ser «una excepción». ESTAS SON LAS ENTIDADES DE MÉXICO QUE PROHIBEN DONAR SANGRE SI ERES LGBT+.

Cuestionario previo a donar sangre. / Imagen: Twitter (@itzallover)

3. Laboratorio vulneró el derecho a la privacidad y el resguardo de información sensible

Armando es un joven que vive con VIH. Es originario de CDMX y se recibió como sobrecargo de aviación en 2017. Cuando Volaris abrió un espacio entre sus vacantes, aprovechó la oportunidad.

Al lograr algunos de los pasos de reclutamiento, acudió al laboratorio a hacerse unos análisis. No obstante, no contó con que la aerolínea ordenaría estudios de detección de VIH sin su conocimiento. Posteriormente, se le notificó que no lo contrarían. El rechazo, la invasión a su privacidad y el mal manejo de los datos personales ocasionó que Armando demandara al laboratorio y a Volaris.

4. Pagos de más de $10 000 a médico golpeador, discriminación e impunidad ante las denuncias de personas LGBT+ en el sector público de salud

A finales de noviembre de 2020, el doctor Bulmaro Manjarrez Téllez golpeó en cuerpo, cara y cabeza a un paciente que vive con VIH. El incidente ocurrió en la Unidad Zaragoza del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).

Cuando el afectado levantó una queja, la subdirectora de Atención al Derechohabiente, Vanessa Liliana Prieto Barrientos, lo trató de forma despectiva y aseguró que el ‘profesional’ solo podría ser removido de su puesto si el Órgano Interno de Control (OIC) daba el visto bueno.

Después de esto, el Dr. Juan de Dios Victoria Zúñiga —subdirector médico de la Unidad Zaragoza— declaró que el agresor había sido despedido. Fue mentira. Ante esto, la víctima, acompañada por el activista Alaín Pinzón, solicitó la intervención de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

En representación del Programa Especial de Sexualidad, Salud y VIH de la CNDH, Diana Saraí Hernández Romero le dijo «que no le tenía que estar marcando por teléfono, que le comunicarían por correo cómo iba el proceso». Así pasó el tiempo hasta que llegó marzo de 2021.

Para entonces, no había respuesta alguna. En ese entonces, a través de la oficina de transparencia de la Secretaría de la Función Pública, los involucrados se enteraron de que Bulmaro Manjarrez Téllez continuaba recibiendo dinero del IMSS e ISSSTE. ENTÉRATE DE CÓMO EL ISSSTE MINTIÓ SOBRE EL ‘DESPIDO’ DE UN DOCTOR QUE AGREDIÓ FÍSICAMENTE A UNA PERSONA CON VIH.

5. Instituciones de salud pública consideran a la asexualidad como una enfermedad

En este listado de faltas y discriminación del sector de salud hacia personas LGBT+ en 2021, una de las poblaciones más afectadas fue la asexual. En julio de 2021, el Colectivo por la Protección de Todas las Familias en Yucatán (Colectivo PTF Yucatán) informó sobre una demanda que interpusieron 5 personas asexuales contra la Secretaría de Salud y otras instituciones del Sistema Nacional de Salud.

¿La razón? Desde estas instancias se expresó que «la asexualidad es entendida como un problema psiquiátrico». Anexo a esta declaración patologizante, en el comunicado del Colectivo PTF Yucatán se denunció que, cuando una persona decía identificarse como asexual, la Secretaría de Salud ordenaba exámenes físicos. Posteriormente, se le remitía a una terapia psicológica. AQUÍ PUEDES LEER EL COMUNICADO SOBRE LA DEMANDA.

6. Joven de 19 años con VIH fallece a falta de quimioterapias en el IMSS

A través de su cuenta de Twitter, Alaín Pinzón dio a conocer que el 21 de julio de 2021 falleció un joven de 19 años que vivía con VIH. El deceso del paciente se relacionó con la negación por parte de los médicos a brindarle quimioterapia. Al momento en el que el joven acudió al área de oncología, tomaba medicamentos antirretrovirales y tenía una carga viral indetectable.

En los mensajes que se le hicieron llegar a Pinzón vía WhatsApp se informó que, en lugar de brindarle el tratamiento adecuado, se le envió a cuidados paliativos. El IMSS tomó esta decisión a pesar de que el paciente presentaba «involucro visceral (pulmonar, digestivo y cutáneo)».

7. La burocracia, una piedra en el zapato para quienes necesitan acceder a medicamentos para el VIH

En México, las y los pacientes que viven con VIH no solo se tienen que enfrentar al desabasto de medicamentos. El 13 de noviembre, Alaín Pinzón publicó un video en el que una persona del área de farmacia le dice a un derechohabiente que no puede surtir la receta porque no se le dio la orden. Tras una semana de insistir, la respuesta que obtuvo la persona que le hizo llegar el video a Pinzón fue:

«Todavía no nos mandan el correo de que ya lo podemos surtir».

8. El sistema de salud pública deja sin tratamiento a 211 personas con VIH

A principios de noviembre de 2021, se informó que en Jalisco un gran número de personas con VIH moría tras la espera de una consulta para comenzar con su tratamiento ARV. Esta situación ocasionó que organizaciones hicieran llegar un pronunciamiento al gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, a la coordinadora del Gabinete Social del mandatario, Anna Bárbara Casillas, y al secretario de Salud de la entidad, Fernando Petersen.

En una conferencia de prensa otorgada el 4 de noviembre se detalló que la entidad cuenta con 4 unidades médicas que atienden a personas con VIH, mismas que rebasan su capacidad de atención «con 6691 pacientes».

Las organizaciones manifestaron que, de acuerdo con datos del Centro Nacional para la Prevención y Control del VIH y el sida (Censida), 18 personas fallecieron en Jalisco antes de poder iniciar con su tratamiento. Asimismo, de las 211 que se encontraban en espera, 25 de ellas no habían sido localizadas. ESTOS SON LOS DETALLES DE LO QUE ESTÁ SUCEDIENDO EN JALISCO RESPECTO A LA ATENCIÓN AL VIH.

9. IMSS perdió los análisis de un paciente con VIH y retrasó su tratamiento por 4 meses

En noviembre de 2021, Homosensual se puso en contacto con Aldo Morales Aguilar, quien platicó sobre una de las faltas que cometió el sector salud contra la comunidad LGBT+. Desde junio de 2020, Aldo sigue su tratamiento de VIH en el Hospital General de Zona con Unidad de Medicina Familiar Número 8 del IMSS. Como parte del seguimiento, su doctora le mandó a hacer unos estudios.

Además de los análisis de rutina (actualización del conteo de CD4 y prueba de VIH), le expidió una receta para contar la carga viral de hepatitis B y C. La orden encontró como motivo que Aldo presenta hígado graso. La doctora quería descartar que fuera causado por una hepatitis viral.

Bajo prescripción, Aldo acudió al laboratorio en julio y agendó su cita. Tras la toma de muestras, le dijeron que dejara pasar un mes para recoger los resultados. Así fue. Cuando se presentó el 9 de septiembre, solo le entregaron el informe de la bioquímica hemática.

Cuando pidió los estudios faltantes, le dieron los resultados del periodo anterior. El personal le dijo que esperara entre 2 semanas y 1 mes para recoger los análisis recientes. Sería el responsable del laboratorio quien se los proporcionaría.

Vulneraron su derecho a una atención oportuna

El 1 de noviembre de 2021 —10 días antes de su cita con la médica—, Aldo fue al laboratorio para solicitar sus estudios. Según cuenta, en un inicio el recepcionista lo trató de «forma muy amable». Sin embargo, minutos después no encontró los exámenes en el sistema. Posteriormente, se dirigió a la oficina de coordinación del laboratorio y «salió con unos formatos». Le expidieron una nueva orden porque el IMSS perdió los análisis. Esto retrasó el tratamiento de Aldo durante al menos 4 meses. LEE LA EXPERIENCIA COMPLETA DE ALDO.

Orden de estudios para carga viral de VIH y hepatitis B y C / Foto: Twitter (@Aldo_MoralesA)

10. Funcionaria del IMSS quiso ir a desayunar mientras activistas exigían acceso universal a medicamentos para VIH

El 18 de octubre de 2021, VIHve Libre organizó una conferencia de prensa afuera de las oficinas centrales del IMSS en CDMX. La ocupa encontró 2 motivos: el desabasto de medicamentos ARV y la prescripción de Delstrigo, fármaco de baja calidad que causa daño renal, a 2 pacientes de área de Infectología del Centro Médico Nacional La Raza. Mientras las y los presentes exigían una respuesta por parte de las autoridades, Marcela Velázquez Bolio contestó:

«Gracias, qué amable. ¿Ya nos podemos ir por los chilaquiles o todavía no? Es temprano, ¿no? Ya es hora de desayunar».

Sabemos que la falta de respeto y empatía por parte de la funcionaria resulta poco creíble. Por tanto, te dejamos el video:

11. Así se ve la discriminación hacia personas LGBT+ en el sector privado de salud en México: «Solo para parejas heterosexuales», respuesta lesbofóbica que recibió Laila, una mujer que sueña con ser mamá

Como dijimos al principio, las faltas y casos de discriminación hacia personas LGBT+ a manos del sector salud en 2021 no solo se dieron en el sistema público. Entre las instancias privadas se encontró el Hospital Ángeles. A finales de agosto, Laila Sarquiz —quien vive en Xalapa, Veracruz— denunció el trato de Dorian Yasmane, doctor y especialista en reproducción asistida.

En entrevista con Homosensual, Laila contó que al principio el médico la trató con amabilidad. Al solicitar información, le confirmó que la clínica contaba con un banco de esperma. Incluso le mandó fotografías. Sin embargo, la actitud cambió al momento en el que Laila le dijo que era una mujer lesbiana interesada en la fecundación in vitro (FIV) método ROPA. Cuando Laila volvió a preguntar sobre el procedimiento a seguir, Yasmane borró los mensajes y le contestó: «No contamos con métodos para parejas del mismo sexo».

El médico borró la información que le dio en un inicio. / Imagen: Cortesía

12. Un sujeto le arrojó ácido, por lo que presentó quemaduras en el 66% del cuerpo y casi pierde un ojo, pero le negaron la atención médica

Indudablemente, en 2021 uno de los casos de discriminación hacia personas LGBT+ en el sector salud que causaron mayor enfado fue el de Zoé, una mujer trans y trabajadora sexual de 26 años.

El 19 de octubre, la joven se encontraba en las calles Calzada Independencia y Madero (Guadalajara). En eso, un sujeto se le acercó a hacerle preguntas. Se retiró y regresó para lanzarle ácido corrosivo. La amiga que la acompañaba se comunicó con los paramédicos.

De inmediato la trasladaron al Hospital de la Santísima Trinidad. Dicha unidad médica del sector privado le negó la atención. «Les gritaba: “¡Ayúdenme!”. Porque me ardía mucho la cara y los doctores solo se me quedaban mirando», platicó Zoé a Debate.

Según detalló, el personal del nosocomio ni siquiera le quiso abrir las puertas. Posteriormente, fue admitida en la Cruz Verde, hospital que la dio de alta casi de inmediato.

Zoé se fue a su casa y sus familiares trataron de mantenerla con remedios caseros. Su estado de salud se complicó y casi pierde un ojo. Con la ayuda de un colectivo, pudo ingresar al Antiguo Hospital Civil de Guadalajara, en donde la operaron. Para entonces, Zoé también se enfrentó a la falta de asesoría de la Fiscalía General del Estado de Jalisco.

13. Médicos negaron controlar hemorragia de persona LGBT+

Hasta el momento, todos los casos de discriminación hacia personas LGBT+ por parte del sector salud en 2021 que hemos reportado corresponden a México. Sin embargo, en países como Chile se dieron situaciones sumamente lamentables.

A principios de julio, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual de Chile (Movilh) dio a conocer la historia de un paciente LGBT+ que estuvo horas desangrándose sin que los médicos lo atendieran en el Hospital San Pablo de Coquimbo.

Como en otros casos que presentamos, este también comenzó con negligencia. A la persona de 36 años se le realizó una cirugía. Los médicos lo dieron de alta sin tomar en cuenta que las cicatrices no habían sanado. Mientras caminaba por el lobby de la clínica, comenzó a presentar un severo sangrado.

Con todo y las molestias, se desplazó a la enfermería. Ahí encontró a un paramédico llamado Edward Encina Zamora. Cuando le pidió ayuda, este lo ignoró y le dijo que esperara a una enfermera. Así estuvo 10 minutos. Posteriormente, su pareja tocó el botón de pánico.

En ese intervalo, el personal médico hizo burlas en razón de la orientación sexual de la pareja. Según contó a Movilh, mientras lo atendían los doctores le decían: «Ahí tienes la almohada para que la abraces, ¿o quieres abrazar a un hombre?».

14. Ginecólogo acosa y llama «desperdicio» a chica lesbiana

También en Chile, una chica lesbiana fue víctima de violencia por parte de un ginecólogo del Centro Médico y Dental RedSalud Alameda. Sumado a hacer comentarios ofensivos respecto a su pareja, el ‘especialista’ la agredió sexualmente.

«Le hice consultas sobre mis genitales. En cosa de segundos tocó mi clítoris sin mi consentimiento durante la revisión».

¿Recuerdas algún otro caso de falta o discriminación hacia personas LGBT+ que el sector salud haya hecho en 2021? Escríbenos para denunciarlo.