Estas son las 5 ITS más comunes en hombres pasivos

Estas son las ITS más comunes en hombres pasivos. / Imagen: Especial

Estas son las 5 infecciones de transmisión sexual (ITS) más comunes en hombres pasivos. Pero también en otros miembros de la población LGBT+.

Nos dimos a la tarea de investigar cuáles son las ITS más comunes en hombres pasivos. Pero primero aclaramos que cualquier persona que tenga una vida sexual activa, tiene el riesgo de adquirir alguna infección de transmisión sexual (mejor conocidas como ITS).

De acuerdo con diversas investigaciones, los hombres gays, bisexuales y las mujeres trans tienen una mayor probabilidad de adquirir ITS en comparación con la población general, sobre todo aquellas que tienen un rol pasivo. Es decir, que son penetradas. Esto se debe a que la zona ano-rectal puede ser muy sensible. Por eso, es importante que conozcas cuáles son a las que estamos más expuestos. Aquí la lista.

Virus del papiloma humano (VPH)

El VPH está presente en la gran mayoría de personas que ya han iniciado su vida sexual. Existen muchos tipos y no todos provocan problemas. Algunos causan verrugas, también conocidas como condilomas. Estos deben ser removidos tan pronto aparecen, ya que de lo contrario siguen creciendo y pueden provocar lesiones importantes en el área genital o anal. Otros tipos de VPH pueden causar lesiones cancerígenas a largo plazo. AVERIGUA TODO SOBRE LOS MOLESTOS CONDILOMAS.

¿Cómo saber si tengo VPH? Existen pruebas de laboratorio que pueden decirte si tienes VPH y qué tipo son. En caso de que haya presencia de tipos cancerígenos (16 y 18, principalmente) será importante hacerse una revisión cada año para revisar si no hay lesiones, sobre todo en el ano y recto. Tengas o no tengas VPH, se recomienda aplicarse la vacuna que previene tanto los virus que ocasionan verrugas como los oncogénicos.

VPH / Foto: Perú 21

Sífilis

Esta es una de las ITS más comunes en hombres pasivos, aunque esta no discrimina en cuanto a rol sexual. De hecho, uno de cada 6 hombres gays podrían tener sífilis. Y la mayoría no tiene idea debido a que la bacteria que la causa solo provoca síntomas en algunas ocasiones. Lo más común es que aparezca un chancro, que es una especie de úlcera en la zona genital o anal. Muchas veces ese chancro se quita solito y pensamos que ya nos curamos. Pero en realidad, puede ser el inicio de otras etapas de la enfermedad que, si no se detecta y cura, puede llegar a alterar nuestro sistema nervioso o incluso nuestra vista. AQUÍ OTROS DATOS IMPORTANTES QUE DEBES SABER SOBRE LA SÍFILIS.

¿Cómo saber si tengo sífilis? Existen pruebas de laboratorio, pero también pruebas rápidas, similares a las de VIH que sólo necesitan una gota de sangre de tu dedo para detectar anticuerpos. La prevención de la sífilis al igual que la de otras ITS es principalmente a través del condón. 

Sífilis / Foto: MD

Clamidia y gonorrea

Estas dos infecciones también son causadas por bacterias y normalmente provocan dolor al orinar o cierto ardor en la zona ano-rectal. Además, la gonorrea puede provocar que salga una especie de pus que tiene un olor desagradable por el pene o la vagina. Al igual que la sífilis, se pueden curar relativamente fácil a través de antibióticos. Pero para ello es importante tener certeza de que se tienen, ya que el uso indiscriminado de medicamentos puede resultar contraproducente.

Para saber que sí tienes estas ITS debes hacerte análisis de laboratorio. Y para esto idealmente deben tomarse muestras directas de la uretra o el ano, aunque ya también hay pruebas que pueden detectar con sangre tomada del dedo. 

La clamidia puede causar artritis reactiva, la cual afecta los pies. / Foto: Manual MD (Biblioteca de Imágenes de Salud Pública de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades)

Hepatitis B y C

Cuando escuchamos hablar de hepatitis casi siempre pensamos en el tipo A, que se transmite por comer alimentos contaminados. Sin embargo, la hepatitis B y C pueden transmitirse por vía sexual. Los síntomas de la B son similares a la de la A y afortunadamente ya existe una vacuna para prevenirla. Así que, si aún no te la has puesto, corre a buscarla. LEE MÁS DATOS IMPORTANTES SOBRE LA HEPATITIS B.

La hepatitis C casi no produce síntomas, pero sí puede provocar graves daños al hígado a largo plazo. Ambas se pueden detectar a través de pruebas rápidas y también paneles virales de laboratorio. Tanto la B como la C tienen cura, pero es importante hacerse las pruebas en caso de que se tengan muchos contactos de riesgo. CHECA NUESTRA LISTA DE OTRAS ITS QUE PUEDES CONTRAER.

La hepatitis C es tratable y curable. / Imagen: Fundación UNAM

Aunque esas ITS son las más comunes en pasivos y otros hombres gays o bisexuales, existen muchas otras. Por ejemplo: el herpes genital, el molusco contagioso, el linfogranuloma venéreo, la tricomoniasis y la micoplasma. E incluso otras que no son exclusivas de transmisión sexual, como la shigelosis y la hepatitis A. Por ello, es fundamental cuidarnos, de ser posible usar condón con todas nuestras parejas sexuales, hacernos pruebas siempre que sea posible y acudir a un médico cuando sintamos que algo no anda bien. SI TE GUSTA EL BAREBACK, ESTO TE INTERESA.

¿Tú has padecido de estas ITS que son tan comunes en los hombres pasivos?

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.