Qué es cispassing y qué consecuencias tiene en personas trans

Cispassing personas trans
Si te dicen que 'no se te nota lo trans', no es un cumplido, es cispassing. / Foto: Pixabay

Si te dicen ‘no pareces persona trans’, no es un cumplido, es cispassing; nadie tiene derecho a cuestionar la manera en que deseas expresarte.

El cispassing es un discurso muy presente en gran cantidad de mis pacientes que se identifican como personas trans, y que no solo ha lastimado su autoestima, sino también la idea de respetar su propia identidad de género.

Esta idea cruel surge a partir de los estándares y estereotipos de género tradicionales y que son socialmente esperados, propiciados por la expresión comportamental y de estética en una persona, y se refieren a validar:

«¿Qué tan hombre o qué tan mujer eres?».

Muchos pacientes llegan al consultorio con esta pregunta acompañada de dolor, angustia, desesperación y frustración al no sentir que encarnan muchas de las características que la sociedad cisheteropatriarcal impone. Pues este discurso se encuentra anclado en nuestro imaginario social con distintos matices —según el caso—, al cumplir o no, con esto que llamamos ​cispassing.

Así funciona el cispassing

Todas aquellas personas trans que cumplen con cuerpos hegemónicos y estandarizados que la sociedad califica como hombre y como mujer son etiquetadas de cispassing. En el término cispassing encontramos el verbo ‘pass‘ o pasar, conjugado en una acción que está ocurriendo (terminación -ing). Y se refiere a que la persona trans está ‘pasando’ como mujer o como hombre ante la mirada de los otros.

Esto, sin dudas, tiene un efecto negativo al invisibilizar las diversidades de los cuerpos trans en muchos espacios públicos, y de forma imperante en el espacio privado de las personas.

Judith Butler menciona la importancia de tener un reconocimiento político sobre la vida de las personas trans, y al ser un proceso paulatino, incipiente y no tener una representación clara, persiste la idea de que, como personas trans no debemos tener una vida digna de duelo y con las estructuras viables de ser vivibles.

Por lo que el cispassing promueve en las personas trans la idea de encarnar cuerpos hegemónicos. Esto se vuelve una desesperación por llegar a pasar como cisgénero, incluso pasar desapercibido y así evitar la discriminación de la transgresión del género convencional.

¿Cuáles son las consecuencias?

El cispassing tiene efectos que afectan la salud mental de las personas trans, estas son algunas de las consecuencias:

1. Desear evitar ser blanco de ataques por no representar lo que es socialmente aceptado dentro de los roles de mujer u hombre.
2. Puede sentirse como una segunda entrada al clóset’.
3. Invisibilización de la diversidad de los cuerpos e identidades trans.
4. A pesar de que es decisión de cada persona la manera en cómo desea representar su propia identidad, este expresión es tratada como un asunto plural y no privado.
5. Se convierte en un tema a explorar el contexto, la historia y el para qué o el para quién de cada persona.

Darse gusto a unx mismx y no a los demás

Para combatir el discurso del cispassing, es importante seguir creando espacios individuales y sociales donde nos podamos encontrar segurxs y abiertxs al diálogo. Para ello, las preguntas respecto a lo que deseamos hacer: «¿Es para mí?» o «¿Para quién es?».

Acércate a psicólogxs sensibilizados con el tema de identidades trans o también puedes comenzar a abrir estos temas con aliades o con tus redes más cercanas.

Recuerda que el cispassing invisibiliza la diversidad de los cuerpos y las identidades trans, al reducirlos al ‘cómo deber ser’ una mujer o un hombre.

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.