Limpiaban condones usados para revenderlos

Descubrieron a un grupo de personas que limpiaban condes usados para luego revenderlos.

Recientemente, las autoridades confiscaron más de 340 mil condones usados que eran limpiados para luego revenderlos como nuevos.

Dentro de un almacén, la policía descubrió todo un lote de condones usados, que limpiaban para revenderlos como nuevos. De acuerdo con información de una de las personas implicadas en la operación, hervían los preservativos en agua caliente para limpiarlos. 

En total confiscaron 340 mil condones usados repartidos en bolsas que pesaban más de 360 kilogramos.

Bolsa con condones usados, que limpiaban para venderlos

El fraude de los condones

Las autoridades se sorprendieron luego de encontrar un almacén lleno de condones usados, que un grupo de personas limpiaban para revenderlos.

Así lo dio a conocer el canal de televisión VTV, que mostró imágenes de varias bolsas llenas de preservativos, algunos perdidos en el suelo y otros en grandes contenedores de agua.

El dueño del almacén declaró, de acuerdo con The Guardian, que ese lote lo recibían cada mes, de parte de un proveedor desconocido.

Una de las mujeres implicadas en la operación explicó a los investigadores cómo llevaban a cabo la falsificación. Primero hervían los condones para luego secarlos y moldearlos con la ayuda de una pieza de madera. Posteriormente eran vendidos como nuevos. 

Esto ocurrió en la ciudad de Hanoi en Vietnam, en donde finalmente la policía confiscó 340 mil condones usados, repartidos en bolsas que pesaban más de 360 kilogramos.

Condones usados que trataban vender como nuevos.

Usados no

Esta noticia de condones usados que limpiaban para revenderlos implica un gran problema de salud pública. Y es que el condón continúa siendo uno de los mejores métodos para prevenir la transmisión de VIH y otras ITS, aunque existen otras alternativas.

Sin embargo, reutilizar los preservativos es una práctica que muchos expertos han desaconsejado.  En una entrevista para Elite Daily, la epidemióloga Elizabeth Torrone explicó que reusar los condones hacen que pierdan su efecto de protección, pues los vuelve más proclives a romperse o rasgarse.

Afortunadamente, las bacterias y los virus, incluyendo el VIH, no pueden sobrevivir fuera del cuerpo por mucho tiempo, así que al menos no hay riesgo de transmisión de ITS. Esto de acuerdo con información compartida por el doctor experto en VIH y salud sexual Ricardo Baruch.

No obstante, es importante crear conciencia al respecto y entender que el condón es una herramienta desechable. Y que para su óptimo funcionamiento, debes usarlo solo una vez. 

Los condones no se lavan y deben usarse solo una vez.

Esta noticia podría ayudar a hacer conciencia sobre el uso de los condones y por qué jamás utilizarlos usados.

Con información de Twitter, Elite Daily, Reuters y The Guardian