Apoya a La Cañita, bar LGBT+ que resiste a la pandemia

Ali (izquierda) y Diana (centro) son fundadoras de La Cañita, un punto de encuentro para la comunidad LGBT+ ubicado en la Colonia Doctores de CDMX. / Foto: Canal 11

La Cañita es un bar, un espacio cultural LGBT+, un proyecto político y una familia que necesita tu apoyo para seguir existiendo y resistiendo.

En la colonia Doctores de Ciudad de México, lejos de los antros de Zona Rosa o de República de Cuba, está La Cañita, una marisquería y bar LGBT+ que resiste ante la pandemia de COVID-19.

Al igual que muchos negocios, La Cañita tuvo que operar con restricciones y luego cerrar sus puertas cuando el Gobierno capitalino decretó semáforo rojo. Esto produjo que los ingresos disminuyeran, pero no así los gastos. Las cuentas de renta, servicios y salarios se siguen acumulando,

Sin embargo, La Cañita resiste gracias a que, más que un bar, es una familia y un proyecto político. Aunque eso sí: necesita apoyo de la comunidad para seguir existiendo.

Homosensual platicó con Diana Torres, una de las dueñas y fundadoras de La Cañita. En entrevista, Diana comentó sobre los esfuerzos que están llevando a cabo para mantener el proyecto.

La Cañita vende exquisitos mariscos y ofrece espectáculos artísticos, musicales y culturales LGBT+. / Foto: Milenio

Más que un bar

Hace tres años, la escritora feminista Diana Torres y la música y DJ Ali Gua Gua concibieron La Cañita como un bar y marisquería que sirviera como punto de encuentro para la comunidad LGBT+. Sin embargo, es mucho más que eso.

La Cañita es también un espacio cultural donde se presentan artistas, músicos y DJ. También es un proyecto que teje redes con el barrio donde se encuentra: la anárquica colonia Doctores. En el lugar trabajan amigos de Diana y de Ali, así como artistas. Pero también vecinos de la colonia que han visto esfumarse su fuente de ingresos debido a la pandemia. CHECA AQUÍ LA OFERTA MUSICAL Y GASTRONÓMICA DE LA CAÑITA.

Diana Torres (izquierda) y Ali Gua Gua (derecha) / Foto: Aire Libre

Resistiendo a la pandemia

Desde el nacimiento de La Cañita, Diana y Ali han tenido que luchar y resistir para sacar adelante el proyecto. En 2019 sufrieron un ataque lesbofóbico por parte de un par de sujetos que quemaron parte del establecimiento. Luego, en 2020 llegó la pandemia:

«Después del primer semáforo rojo pudimos volver a abrir en julio. El tiempo que estuvimos cerradas pudimos sobrevivir porque antes nos estaba yendo muy bien y teníamos un poco ahorrado. Con eso pagamos salarios, compensaciones a las personas del equipo y la renta».

Así lucía La Cañita por las noches antes de la pandemia. / Foto: Time Out México

Pero operar con las restricciones impuestas por el Gobierno fue mermando los ingresos del bar La Cañita. El local es muy pequeño: solo tiene espacio para 48 personas. Operar con una ocupación de 30 por ciento implica tener solo 15 clientes. Además, parte de sus ganancias provenían del consumo de bebidas en eventos con músicos o DJ que ya no se podían realizar. Como era de esperarse, las ventas bajaron:

«Antes de la pandemia nos iba muy bien de miércoles a domingo. Después de la pandemia los miércoles estaba vacío y los jueves también. Empezamos a abrir solamente de viernes a domingo para que no se nos echaran a perder los insumos».

Luego, el 19 de diciembre, el Gobierno capitalino volvió a decretar semáforo rojo. Como bar, La Cañita tuvo que cerrar sus puertas. Y como restaurante, no pudo seguir operando a través de servicios como Uber Eats o Rappi. Sus productos, los mariscos, se echan a perder muy pronto. Además, sus platillos se maltratan en los viajes. CHECA TAMBIÉN LA HISTORIA DEL LOCAL DE LADY TACOS DE CANASTA.

«Ahorita no estamos generando ningún ingreso. Al contrario. La renta sigue corriendo, la luz sigue corriendo. Estamos teniendo que invertir sin generar».

Una familia

Una de las principales preocupaciones de Diana y Ali es pagar los aguinaldos de sus trabajadores. Y es que antes que un bar, La Cañita es una familia y un proyecto político que apuesta por la solidaridad:

«Somos una familia. Somos un equipo muy unido. Entonces todo el mundo está aguantando porque en La Cañita siempre hemos tratado muy bien a la gente que trabaja con nosotras. Tienen un salario que es del doble del salario estipulado. Tienen sus propinas. Si se enferman y no vienen se les paga igual. Entonces por eso siento que nos aguantan. Y también porque no solamente es un proyecto económico. No solamente es un negocio. Es un proyecto político. Hay una especie de mutua solidaridad».

Diana comenta que en su opinión luce complicado que el 10 de enero el Gobierno de Ciudad de México levante el semáforo rojo. Y aunque lo hiciera, el bar La Cañita no pretende reabrir sus puertas sino hasta que la ocupación hospitalaria de pacientes con COVID-19 esté por debajo del 50 por ciento.

Pero hasta entonces, Diana y Ali necesitan seguir pagando renta, servicios, salarios y deudas con proveedores. Por ello, iniciaron una campaña en la plataforma Donadora.

Debido a la pandemia, La Cañita no puede generar ingresos, pero las deudas se siguen acumulando./ Foto: Agencia Presentes

¿Cómo apoyar a La Cañita?

A través de Donadora, el bar La Cañita busca recaudar 115 000 pesos para volver a operar cuando la pandemia lo permita. Deberán alcanzar la meta a más tardar el próximo 20 de enero. ENTÉRATE TAMBIÉN DEL CASO DE LA ACTIVISTA LGBT+ QUE NECESITA DONACIONES PARA RECONSTRUIR SU INTESTINO.

La campaña permite hacer compras por adelantado a La Cañita que podrás recoger en el local a partir del 14 de febrero. Además, hay recompensas por donar que puedes recoger en cualquier momento si vives fuera de la capital o del área metropolitana.

Si donas 100 pesos, el bar La Cañita te regala un par de cervezas. Por 250 te obsequian un coctel de camarón. Por 500 te llevas dos cevichelas. Si ayudas con 1000 pesos, Charro DiCaprio, voz de La Cañita, te dará una serenata. Y si donas 2000 pesos recibirás una sabrosa paella valenciana para 6 personas preparada por Diana.

En este enlace puedes donar y consultar las bases para hacer tu aportación. También puedes compartir la campaña para que el mensaje llegue a más gente y Diana y Ali puedan cumplir su meta.

Apoya a La Cañita, que más que un bar es un espacio cultural para la comunidad LGBT+.

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.