5 razones por las que no existe el ‘orgullo heterosexual’

Bandera que representa la heterosexualidad. / Foto: El Confidencial

Muchas personas que no pertenecen a la comunidad LGBTQ+ se han preguntado por qué no existe el ‘orgullo heterosexual’ y estas son las razones.

A este punto del partido, no deberíamos estar explicando las razones por las que no existe un ‘orgullo heterosexual’. 

Sin embargo, al parecer hay mucha gente que no pertenece a la comunidad LGBTQ+ y que no entiende por qué no se practica la ‘equidad’ y se les da un día para celebrar que son heterosexuales y cisgénero.

En Homosensual nos pusimos manos a la obra y les entregamos 5 bellas razones por las que no existe un día para conmemorar ‘la difícil lucha de los heterosexuales’.

1. No fueron una minoría históricamente discriminada y perseguida

La verdad sea dicha, la comunidad LGBTQ+ ha sufrido discriminación desde hace mucho tiempo, pero en verdad mucho tiempo. Prácticamente desde el inicio de las civilizaciones antiguas, religiones y otras sociedades han perseguido y reprobado a la homosexualidad, ya ni hablar de algunas identidades de género.

Es por eso que hablar de orgullo LGBTQ+ logra visibilizar a todas estas voces que fueron acalladas a lo largo de la historia. Los heterosexuales no necesitan esto, sus vidas no fueron silenciadas por ejercer su orientación o identidad. Siempre han sido la norma en la sociedad y fueron ellos quienes cometieron actos atroces en contra de la diversidad sexogenérica.

2. Porque ya son visibles en todos los medios

Si eres heterosexual, seguro tu infancia está llena de recuerdos de canciones, películas o series con las que te identificaste. Pero si no lo eres, es casi un hecho que no te sentías así. 

Por siglos los medios han sido controlados por personas heterosexuales que no permitieron que se visibilizara a la población LGBTQ+. El orgullo es una forma de hacer hincapié en lo importante que es vernos representados en los medios, pues es un sinónimo de que la sociedad reconoce nuestra existencia.

El orgullo heterosexual no tiene razones para existir, pues los productos mediáticos siempre se han hecho para incluirlos a ellos.

3. No viven con un estigma social diario

Ser parte de la comunidad LGBTQ+ implica un estigma social muy grande. Cuando las personas te reconocen por tu orientación sexual o identidad de género, a veces su actitud cambia. Ahora cumples un papel específico en la sociedad y la gente no se va a cansar de señalarte por esta razón.

No existen razones por las que ser heterosexual les dé un estigma, por lo que su lucha por su orgullo no tiene sentido ni objeto.

4. No tuvieron que salir del clóset

La sociedad en general vive bajo la suposición de que todas las personas son heterosexuales y cisgénero. Así que los miembros de la comunidad LGBTQ+ nos hemos visto en la necesidad de revelar nuestra identidad al mundo con lo que se le conoce como ‘salir del clóset’. 

Pero las cosas no son así de simples, nosotros tuvimos que pasar por todo un proceso de autodescubrimiento y aceptación por todos los prejuicios que existen.

Los heterosexuales no tuvieron que vivir ese proceso y en sus vidas jamás han tenido que dar explicaciones sobre su sexualidad, por lo que no existen razones suficientes para justificar el orgullo heterosexual.

5. No existen leyes que los repriman

En muchos lugares del mundo la homosexualidad sigue siendo ilegal. Hay personas que no pueden casarse porque en sus países de residencia no existen marcos legales que así lo permitan. Además,  también existen normas que no toleran a las personas trans ni las dejan vivir con libertad y autonomía su transición.

Sin embargo, no existen leyes que prohíban ser heterosexual, que no les permitan casarse o vivir su identidad con libertad. Así que la próxima vez que alguien quiera exigir un ‘orgullo heterosexual’, recuérdales que ellos pueden vivir su vida sin esperar represalias de su Gobierno.

¿Qué otras razones darías para explicar por qué no existe el ‘orgullo heterosexual’?

Con información de Media Smarts y Human Dignity Trust

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.