Pedían a trabajadora trans ‘comprobar’ que es mujer

Ale mujer trans despedida por la empresa Oshkosh de León, Guanajuato
Ale denunció que la empresa se negaba a tratarla como mujer. / Foto: TikTok (@jandinalfaro)

El caso de Ale, una trabajadora trans despedida por la empresa Oshkosh, es una radiografía de la transfobia en Guanajuato.

En Guanajuato, uno de los estados donde las personas trans no pueden acceder al reconocimiento legal de su identidad de género, Ale, trabajadora de la planta de la empresa Oshkosh en León, fue despedida tras sufrir discriminación por no ‘comprobar’ que es mujer.

El 13 de octubre de 2021, la mujer publicó un video en su cuenta de TikTok donde brindó los detalles del caso de discriminación laboral y transfobia. Asimismo, pidió ayuda a usuarios de redes sociales para difundir la información esperando que llegue a oídos de alguien que pueda brindarle ayuda legal. «Estoy sola, sin un solo peso y sin saber que hacer», comentó.

 

@jandinalfaro@dianaalfarog @ana.valeria.becerril @aniglam les pido a todos que me ayude a llegar a la persona adecuada que me ayude legal mente. @cndhmx ##parati ##discriminacion ##transfobia♬ sonido original – jandin Alfaro

«Para ellos yo era un hombre»: Ale

Tras ser despedida, la trabajadora trans grabó un video afuera de las instalaciones de la empresa Oshkosh en León, Guanajuato. En la grabación, Ale cuenta que sufrió discriminación debido a su identidad de género. Sus superiores le pedían ‘comprobar’ que es mujer y se negaban a dirigirse a ella como tal:

«Varias veces me llegaron a discriminar por mi identidad de género. Decían que no me iban a tratar como mujer hasta que yo les compruebe que soy una mujer trayéndoles las recetas de mi endocrinólogo».

Asimismo, la trabajadora trans despedida en Guanajuato contó que el desconocimiento de su identidad de género se reflejaba en sus condiciones laborales.

«Me hacían venir a trabajar como un hombre porque para ellos yo era un hombre».

Por si fuera poco, al despedirla la empresa no respetó sus derechos como trabajadora. Ale aseguró que no le dieron el finiquito que le correspondía por ley. Además, añadió que incluso fue violentada. La persona que la despidió le exigía entregar su credencial de elector y la de la empresa. Por lo mismo, le impedía salir de las instalaciones de la empresa hasta que no lo hiciera. Sin embargo, ella logró salir al amenazar con grabar a su agresor. Dicho momento se observa en otro video publicado por la propia Ale en redes sociales.

 

@jandinalfaroayúdenme hacer viral el video para pueda llegar a alguien que me pueda ayudar no tengo a nadie y ese trabajo era mi fuente de ingresos , pido ayuda y justicia basta de ##transfobia ##parati ##discriminacion♬ sonido original – jandin Alfaro

Transfobia, discriminación laboral y problemas de salud mental

Por otro lado, la mujer trans originaria de Guanajuato contó que el trato que recibió en la empresa Oshkosh no solo afectó sus condiciones laborales como trabajadora. También repercutió en su salud mental. Ale dijo que la situación agravó su disforia de género. Por ello, tuvo que acudir a tratamiento psicológico. ENTÉRATE DE QUÉ ES LA DISFORIA DE GÉNERO.

En uno de los videos que publicó, Ale menciona que uno de los pretextos para su despido fue que abandonó su puesto de trabajo. Sin embargo, ella asegura contar con justificantes médicos para comprobar que acudió con un profesional de la salud mental para atender los problemas que le causó la discriminación laboral por su identidad de género.

Transfobia empresarial y política

El caso de la trabajadora trans despedida por Oshkosh en León ejemplifica en su totalidad el problema de la transfobia en Guanajuato. Se trata de un problema en el ámbito social y empresarial que atraviesa también el tema político. Guanajuato es uno de los estados con menos legislación en materia de derechos LGBT+. En la entidad sigue sin aprobarse el matrimonio igualitario. Tampoco se tipifican los crímenes de odio ni se prohíben las ‘terapias de conversión’. Por supuesto, tampoco se permite a personas trans como Ale modificar su nombre y género en documentos oficiales. ENTÉRATE DE CUÁLES SON LOS ESTADOS CON LAS LEYES MÁS LGBTFÓBICAS EN MÉXICO.

Aunado a ello, es discriminatorio que la empresa pida a una persona trans pruebas de su identidad de género como recetas del endocrinólogo. La identidad de género se vive de forma personalísima y no depende ni de tratamientos hormonales ni de intervenciones quirúrgicas.

Sin duda, Oshkosh deberá reparar el daño causado a Ale, mientras que el caso de la trabajadora despedida deberá abrir los ojos a las autoridades de Guanajuato para entender la importancia de reconocer la identidad de género de las personas trans.

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.