LGBTQ+ Xochicalli: así funciona una cooperativa de vivienda LGBT+

Xochicalli: así funciona una cooperativa de vivienda LGBT+

Cooperativa de vivienda Xochicalli
La Cooperativa de Vivienda Xochicalli se constituyó formalmente en diciembre de 2020. / Foto: Facebook (Cooperativa de Vivienda Xochicalli)

¿Eres bueno diseñando? Haz click aquí y participa en este proyecto.

La Cooperativa de Vivienda Xochicalli es una organización integrada por 10 personas LGBT+ que buscan acceder a una vivienda digna en CDMX.

La Cooperativa de Vivienda Xochicalli demuestra que los problemas que la población LGBT+ enfrenta se pueden solucionar como comunidad. Nacido en diciembre de 2019, este proyecto se constituyó formalmente a finales de 2020 con el objetivo de que personas en situación vulnerable puedan ejercer su derecho a la vivienda.

En entrevista con Homosensual, Iván Reyes, integrante de la organización, contó cómo funciona una cooperativa de vivienda. Asimismo, explicó cuáles son los retos que enfrenta la comunidad LGBT+ en materia de acceso a la vivienda. Finalmente, también relató la historia detrás de la Cooperativa Xochicalli.

Vivienda accesible para la comunidad

Iván cuenta que la Cooperativa de Vivienda Xochicalli surgió en 2019 tras la aprobación de una reforma a la Ley de Vivienda de CDMX. Dicha reforma incluyó a la comunidad LGBT+ como grupo de atención prioritaria. En diciembre de 2020, Xochicalli se constituyó formalmente como cooperativa. Cuenta con 10 integrantes y su propósito es buscar financiamiento para echar a andar proyectos de vivienda:

«La idea es construir vivienda nueva a través de programas de apoyo, llámese INVI [Instituto de Vivienda de CDMX] o cualquiera de las partidas que el gobierno tiene, desde mejoramiento barrial o apoyo a minorías. Estamos apostando al gobierno, pero no solo a eso. También apostamos a privados, empresas, organizaciones no gubernamentales o cualquiera que apoye las causas de la comunidad LGBT+ y de vivienda».

Además de las aportaciones de sus miembros, una cooperativa de vivienda puede recibir donaciones de gobiernos y entes privados. / Foto: Facebook (Cooperativa de Vivienda Xochicalli)

La Cooperativa de Vivienda Xochicalli está inspirada en la Cooperativa de Palo Alto. Esta fue creada hace 50 años en la zona de Santa Fe por empleados de empresas mineras que fueron dejados al descubierto por sus patrones. En ese sentido, la organización detectó que la comunidad LGBT+ tiene una particular situación de vulnerabilidad en materia de vivienda. CONOCE EL CASO DE LA PAREJA GAY BLOQUEADA POR UNA INMOBILIARIA DEBIDO A HOMOFOBIA.

«Como comunidad nos enfrentamos a problemas de desalojo de nuestras casas por ser abiertamente homosexuales o también a temas de violencia hacia la comunidad trans o a madres lesbianas».

En ese sentido, el objetivo de la Cooperativa Xochicalli es que las personas LGBT+ puedan superar ese tipo de adversidades para acceder a una vivienda digna. CONOCE ALGUNOS REFUGIOS PARA PERSONAS LGBT+ A LOS QUE PUEDES ACERCARTE SI NO TIENES VIVIENDA.

¿Cómo funcionan las cooperativas de vivienda?

Iván explica que cualquier persona puede formar parte de una cooperativa. Una vez creada la organización, es necesario buscar financiamiento o apoyo para echar a andar el proyecto. Por ejemplo, se pueden buscar créditos para vivienda o condonaciones de terrenos.

Iván también explica cómo funcionan las aportaciones entre los integrantes de la Cooperativa de Vivienda Xochicalli:

«Se hacen aportaciones económicas trimestralmente, además de una contribución inicial para ser parte del proyecto. La idea es que, una vez consolidada la cooperativa y teniendo un terreno, se buscan apoyos económicos estatales o privados para ver de qué manera se desarrolla el proyecto, si es a través de un banco, del gobierno, de créditos hipotecarios o de donaciones».

En el caso de la Cooperativa de Vivienda Xochicalli, además se busca que el monto de las aportaciones sea accesible y no supere el desembolso que implican las rentas en la capital del país. El objetivo es que las viviendas se ubiquen en zonas céntricas de la ciudad con servicios de transporte a la mano. Sin embargo, no solo se trata de apropiarse de un espacio, sino de retribuirle a la comunidad donde se cree la vivienda:

«Si nosotros como comunidad llegamos a un barrio, una calle o un predio, a la par que la ciudad nos dé la garantía de tener una vivienda, nosotros queremos retribuir hacia afuera creando centros de apoyo o centros de educación en el lugar».

Por lo pronto, la Cooperativa de Vivienda Xochicalli busca incluir en su organización a otro tipo de poblaciones en situación vulnerable, como adultos mayores o personas en situación de calle, además de integrantes de la comunidad LGBT+. Si estás interesado en formar parte de una cooperativa de vivienda, sigue a la organización en sus redes sociales, pues próximamente lanzarán una nueva convocatoria.

¿Qué te pareció el proyecto de la Cooperativa de Vivienda Xochicalli?

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.
Salir de la versión móvil