Mes del Orgullo suele ser más violento para personas LGBTQ+

Protesta contra la homofobia en Yucatán / Foto: Desde el Balcón

El Mes del Orgullo suele ser más violento para la comunidad LGBTQ+, pues registra altos índices de homicidios por prejuicio en razón de orientación sexual.

De acuerdo con la Red Regional de Información sobre Violencias LGBTQ+ en América Latina y el Caribe, el Mes del Orgullo suele ser de los más violentos para la comunidad.

La Red está conformada por organizaciones civiles de 10 países latinoamericanos que recopilan datos sobre homicidios de integrantes de la comunidad LGBTQ+. Con el fin de suplir la falta de información oficial, estas ONG crearon un observatorio que en agosto de 2019 presentó un reporte sobre homicidios de lesbianas, gays, bisexuales y personas trans en América Latina y el Caribe

Uno de los principales hallazgos del documento es que el Mes del Orgullo suele ser de los más violentos para las personas LGBTQ+:

«Durante los últimos tres años, se destaca julio como uno de los meses en los que más crímenes suceden. Llama la atención que en junio y julio sean las celebraciones internacionales del orgullo LGBTI, períodos de vacaciones y ocurren actividades públicas frecuentes sobre diversidad sexual y de género».

El reporte contiene datos sobre homicidios por prejuicio en razón de orientación sexual entre 2014 y 2019 en los países que integran la Red. Entre los meses más violentos en el periodo analizado destacan junio y julio, tanto de 2017 como de 2018.

Visibilizar lo invisible

El informe, titulado El prejuicio no conoce fronteras, tiene como objetivo obtener información sobre un tema invisibilizado por los gobiernos. En los países que integran la Red no existe información oficial sobre homicidios en contra de personas de la comunidad LGBTQ+.

Por ejemplo: en México el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública proporciona información sobre homicidios, feminicidios y hasta abortos. Incluso clasifica los delitos en dolosos y culposos y proporciona datos sobre el tipo de armas con que se cometen. Pero no toma en cuenta si los crímenes se relacionan con la identidad u orientación sexual de las víctimas.

Por ello, para subsanar este vacío de información, organizaciones como  Colombia Diversa, Cattrachas de Honduras y Letra S de México crearon su metodología para obtener los datos con base en un monitoreo constante. En este esfuerzo también participan ONG de Guatemala, El Salvador, Perú, República Dominicana, Bolivia, Paraguay, Brasil.

Números alarmantes

Además del hecho de que el Mes del Orgullo LGBTQ+ es uno de los más violentos para la comunidad, el informe contiene otros datos alarmantes. Entre 2015 y 2019 fueron asesinadas 1292 personas de la comunidad LGBTQ+ en nueve de los diez países que integran la Red. Caso aparte es el de Brasil, que por sí solo registró 1650 casos.

Después de Brasil, Colombia es el país con más asesinatos de integrantes de la comunidad LGBTQ+, con 542 casos. Le sigue México, con 402. Además, la mayoría de las víctimas —casi 1000 de las 1292— son hombres gays o mujeres trans. Sin embargo, el informe advierte que podría haber un subregistro en el caso de los crímenes contra mujeres lesbianas, los cuales podrían haber sido clasificados como feminicidios.

Mientras tanto, en el caso de la edad de las víctimas, destaca el hecho de que las personas jóvenes son más vulnerables. El 50% de las mujeres y hombres trans, así como de mujeres bisexuales asesinadas, tenían 29 años o menos. Asimismo, la mitad de los hombres gays asesinados tenían 38 años o menos.

Ante estas cifras, durante el Mes del Orgullo es necesario visibilizar la violencia contra la comunidad LGBTQ+, así como mecanismos para prevenir, investigar y sancionar este tipo de actos.