Mecánicos persiguen y balean a Víctor Hugo por ser gay

Víctor Hugo, víctima de la homofobia de un grupo de mecánicos que lo balearon en Puebla. / Foto: Facebook

En Puebla, un grupo de mecánicos acosan, persiguen y balean a Víctor Hugo, quien fue atacado solo por ser abiertamente gay.

‘En Puebla, mecánicos matan a chico por ser gay’, así es como distintos medios reportaron la supuesta trágica muerte de Víctor Hugo, quien tenía 32 años y presuntamente había muerto por un acto de homofobia.

De acuerdo con testigos oculares, un grupo de hombres lo atacó con insultos verbales. Cuando Víctor trató de huir, lo persiguieron hasta darlo por muerto. Pero, afortunadamente, Víctor sigue con vida; esto último ha sido confirmado por la activista Jazz Bustamente, en entrevista exclusiva con Homosensual.

Hasta el momento, ninguna autoridad del estado se ha pronunciado en contra de los funestos hechos, incluyendo a Miguel Barbosa, actual gobernador de Puebla.

Los hechos de la tragedia

Víctor Hugo vive en Tehuacán, Puebla. Una noche cualquiera pasó frente a un taller automotriz en la calle Orquídeas, donde un grupo de mecánicos se reunían a tomar cerveza. Al ver sus ademanes, los hombres le gritaron insultos homofóbicos para intimidarlo. Víctor simplemente continuó su camino, ignorando las agresiones.

Sin embargo, se percató de que los hombres comenzaban a seguirlo. Asustado, Hugo corrió lo más rápido que pudo para alejarse de sus agresores. Lo que no sabía es que uno de los mecánicos portaba un arma de fuego. En segundos los disparos comenzaron a caerle en todas direcciones, hasta herirlo en una pierna.

Tirado en el suelo, los hombres se acercaron lentamente hasta llegar con él. Y, como para cerciorarse de que terminaban su ‘trabajo’, apuntaron el arma contra su cabeza y le dieron el tiro de gracia que finalmente lo dejó tumbado en el pavimento. 

¿Quién lo ayudó?

Varios vecinos corrieron en su auxilio y lo trasladaron al hospital Sagrado Corazón de Jesús en Tehuacán, pero por razones que no se especificaron, se negaron a darle atención médica. Más tarde llegó a urgencias de la Cruz Roja Mexicana. Ahí tampoco le brindaron atención, pues la familia no contaba con el dinero para cubrir sus gastos. Por ello, Víctor fue trasladado al hospital municipal. El trayecto duró aproximadamente 1 hora y tardaron otros 30 minutos en atenderlo, por no contar con los recursos necesarios para pagar su estadía.

Aunque Víctor Hugo se encuentra mejor, la familia tiene que pagar una cuenta que asciende a los $20,000 y solicitan apoyo para cubrir los gastos. Si alguien quiere ayudar, puede hacerlo a la tarjeta de Santander 557908300606.

Autoridades ausentes

Ninguna autoridad de Puebla ha hecho alusión a los actos ocurridos en su estado. Recordemos que Tehuacán se encontró mucho tiempo sin presidente municipal, pues Felipe Patjane, el último hombre electo para este puesto, está encarcelado y sin facultades para ejercer su mandato. Andrés Artemio Caballero López, quien rindió protesta como su reemplazo, no ha hecho ningún comunicado respecto al deceso de Víctor Hugo.

Por su parte, Miguel Barbosa brilla por su silencio respecto al tema. Ya en otras ocasiones ha hecho comentarios desafortunados respecto a la palabra ‘puto’, que han demostrado que para nada es un aliado para la comunidad LGBTQ+. El matrimonio igualitario sigue siendo ilegal en Puebla y no existen leyes específicas que condenen esta clase de crímenes de odio.

Mecánicos balean a Víctor Hugo por homofobia en Puebla y las autoridades guardan silencio ante el crimen. ¿Qué opinas de esto?

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.