Gobierno mexicano espiaba a activistas LGBTQ+

Movilización de activistas homosexuales en 1978 / Foto: Twitter @jaimemoralesb

Documentos de la Dirección Federal de Seguridad comprueban que el Gobierno espiaba a activistas LGBTQ+ vinculados a la izquierda a finales de los 70.

Este mes de junio se realizará —de manera virtual— una nueva edición de la Marcha del Orgullo LGBTQ+ en México. Pero hace 42 años, la primera movilización de gays, lesbianas, bisexuales y transexuales ocurrió en un contexto muy distinto, donde el Gobierno espiaba y reprimía a los activistas LGBTQ+.

En 2016, el historiador Camilo Vicente publicó The State Eye for the Queer Guy, una investigación sobre el espionaje que sostenía la extinta Dirección Federal de Seguridad (DFS) sobre los movimientos LGBTQ+ en la década de los 70 y 80.

La investigación cuenta con más de 50 documentos de la DFS que pueden ser consultados en el sitio web del historiador. En ellos, es posible observar que el Gobierno monitoreaba las acciones de grupos de lesbianas y homosexuales vinculados a la izquierda de la época.

«Como parte de sus tareas de vigilancia y control de las disidencias políticas, culturales y sociales, la Dirección Federal de Seguridad vigiló las actividades, a finales de la década de 1970 y principios de la década de 1980, del naciente movimiento lésbico-gay, y en particular de algunos grupos políticos de gays y lesbianas en la Ciudad de México».

Entre los colectivos que fueron objeto de espionaje, se encontraban el Frente Homosexual de Acción Revolucionaria y el Grupo Lambda de Liberación Homosexual. También el Grupo de Lesbianas Oikabeth y el grupo Sigma Epsilon de Homosexuales de Izquierda.

Documento de la DFS sobre el Frente Homosexual de Acción Revolucionaria / Foto: camilovicente.com

Los documentos

En 1978 surgieron el Frente Homosexual de Acción Revolucionaria (FHAR) y el Grupo Lambda de Liberación Homosexual. Ambas organizaciones se encontraban vinculadas a partidos políticos de izquierda, como el Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT) y el Partido Comunista Mexicano (PCM). Es por ello que el Gobierno espiaba a los activistas LGBTQ+ a través de la DFS.

La DFS documentaba la relación de los movimientos LGBTQ+ con el PRT /Foto: camilovicente.com

Los documentos elaborados por la DFS demuestran que el Gobierno tuvo conocimiento sobre la primera movilización de homosexuales que ocurrió en México en 1978, durante el décimo aniversario por la matanza del 2 de octubre. La DFS también supo sobre la primera Marcha del Orgullo, celebrada un año después.

Volante del FHAR sobre la movilización del 2 octubre que circuló durante un mitin del PRT / Foto: camilovicente.com

La DFS tuvo conocimiento desde mayo de la Marcha del Orgullo LGBTQ+ que se realizaría en junio de 1980 / Foto: camilovicente.com

Los documentos enfatizaban la relación del movimiento LGBTQ+ con el PCM y el PRT. Además, registraron actividades de diversa índole. Sabían sobre reuniones de lesbianas y feministas. También de manifestaciones en la Embajada de Irán para solidarizarse ante la represión de mujeres en el país asiático en 1979.

Ficha de la DFS sobre actividades de colectivos lésbicos y feministas / Foto: camilovicente.com

DFS registró anifestación de colectivos LFBTQ+ en la embajada de Irán en 1979 / Foto: camilovicente.com

El contexto

Debido al espionaje, la actividad de estas organizaciones precursoras del movimiento LGBTQ+ en México representaba un gran riesgo. Durante finales de los 70 y principios de los 80, la DFS encabezaba los esfuerzos del Gobierno contras las guerrillas de izquierda.

Como parte de la llamada «guerra sucia», se tienen documentadas al menos 480 desapariciones forzadas durante esa época. Los números, sin embargo, podrían elevarse debido a la secrecía y la clandestinidad en la que operaban las guerrillas y las instituciones que los combatían.

Por ello, a la luz de estos hallazgos, resulta más encomiable la labor de los activistas LGBTQ+ que salieron del clóset en una época en que el Gobierno espiaba, reprimía y desaparecía disidentes.

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.