Palmira y Gabriela hacen historia en la adopción lesbomaternal

Palmira y Gabriela son la primera pareja lésbica en lograr la adopción lesbomaternal en Jalisco. / Foto: El Universal

El 22 de julio de 2021, el Gobierno de Jalisco informó que Palmira y Gabriela fueron la primera pareja lésbica en lograr el reconocimiento de la adopción lesbomaternal en el estado.

«Soy de la idea de que las cosas pasan por algo», expresa Palmira Martínez Gallardo, quien junto a Gabriela Flores Castro conforma la primera pareja lésbica en lograr la adopción lesbomaternal de un niño de 5 años en Jalisco.

Cuando Palmira y Gabriela asistían a reuniones con amistades hacían maratones de The Fosters, serie de Freeform que retrata la vida de Lena Adams (Sherri Saum) y Stef Foster (Teri Polo). En dicha serie, la pareja lesbomaternal muestra las diferentes facetas de criar hijes adoptades. Para conocer de cerca la historia de la adopción del pequeño Ricky, Homosensual platicó con ambas madres.

Así comenzó todo

Palmira y Gabriela llevan casadas un lustro. Si bien siempre tuvieron en mente ampliar su familia, la llegada de un/a tercer/a integrante era un plan con visión a mediano o largo plazo. Sin embargo, las cosas se dieron de la manera más espontánea que podamos imaginar.

Palmira y Gabriela fueron a una reunión con sus amigues. Entre las personas invitadas se encontraba quien durante poco más de 2 años y medio sería su abogada. Especialista en el tema, Claudia Torres se acercó a la pareja lésbica para llevar a cabo la primera adopción lesbomaternal en el estado de Jalisco.

A la par de un brindis y en medio de una ruidosa conversación, Claudia, Palmira y Gabriela decidieron encabezar una batalla legal que sentaría precedentes significativos para los derechos LGBT+ de nuestro país. «La abogada fue quien se acercó a nosotras. Nos dijo: “Yo me aviento. Voy a echar toda la carne al asador. Si ustedes se suben al barco no hay manera de bajarse”», recuerda Gabriela.

A partir de dicha plática, la abogada Claudia Torres se comprometió a buscar casos similares que pudieran facilitar el proceso de adopción. Al respecto, Gabriela detalla que desde un principio la estrategia de Torres se centró en la defensa de los derechos de Ricky. «Habló sobre la posibilidad de que el niño tuviera una familia y una casa», agrega Palmira. ENTÉRATE DE CÓMO SON LAS FAMILIAS LESBOMATERNALES.

¿Qué significa este logro para Palmira y Gabriela?

Cuando tomaron la decisión de ser las compañeras de vida de Ricky, el pequeño ya estaba en proceso de adopción. Para entonces, Gabriela y Palmira estaban convencidas de que sus esfuerzos estaban motivados por «el sentimiento de querer ayudar» a «niños de los que se habían enamorado». Tanto para Palmira como para Gabriela, ver que en Jalisco la adopción se puede convertir en una realidad para una pareja lésbica reafirmó el significado que tiene la maternidad.

«Para nosotras, el ser madres implica responsabilidad. Queremos ser guía para que una persona pueda ser plena. Nos ayuda a encontrar un balance en la vida. Nos sentimos muy contentas de contar con la oportunidad de ser un respaldo cuando necesite apapachos y apoyo».

Las reacciones fueron mejores de lo que esperaban

Las series y películas no son lo único que unió a Palmira y Gabriela con la adopción. Ambas tenían vínculo con una casa hogar mucho antes de la llegada de Ricky. Sabían que era un proceso largo y al que se le debe otorgar paciencia y compromiso.

Estaban conscientes de que se requeriría el apoyo de muchas personas. Además de contar con la asesoría legal de Claudia Torres, Palmira y Gabriela fueron apoyadas por el Gobierno de la entidad. A través de la Dirección de Diversidad Sexual de Jalisco, la pareja lesbomaternal recibió consejos sobre la presencia mediática y en redes sociodigitales.

«Estuvimos preparadas desde el principio. Teníamos muy presente que esto podía generar ciertas opiniones en desacuerdo. Nos sugirieron no responder a los comentarios. También nos recordaron que los noticiarios tendrían una postura muy particular».

Como bien relatan Palmira y Gabriela en entrevista con Homosensual, la reacción de la gente al primer logro de adopción de una pareja lésbica en Jalisco no fue la que se pensaría. Es cierto, ambas madres se enfrentaron a opiniones que denostaban el derecho de las personas LGBT+ a formar una familia. No obstante, recibieron más apoyo del que meditaban. «Esperábamos muchísimos comentarios negativos. Nos equivocamos. Si tuviéramos que decirlo en cifras, el 80% fue de comentarios positivos y 20% de negativos».

Primera familia lesbomaternal en Jalisco / Foto: Facebook (Unión Diversa de Jalisco A. C.)

Nunca se sintieron solas

Las felicitaciones por parte de colectivos LGBT+ y sectores de la opinión pública no fueron las únicas muestras de acompañamiento que recibió esta pareja lésbica de Jalisco durante el proceso de adopción. Palmira y Gabriela contaron con el apoyo de sus seres queridos en todo momento. Sus amistades estaban al tanto del proceso y les hacían llegar mensajes en los que les expresaban su admiración. Asimismo, sus familiares estuvieron presentes desde el inicio. Apoyaron su decisión y les brindaron los papeles que necesitaban.

«Ambas familias lo recibieron muy bien. Fue algo muy importante para nosotras porque para ambas el salir del clóset fue complicado. Pero ahorita ya traen otro chip. En los papeles de adopción te piden cartas de la primera línea de tu familia. Se les pidió que contaran cosas sobre nosotras y si estaban de acuerdo con la adopción. Nos conmovió mucho leer lo que piensan sobre nosotras y sobre nuestra decisión de adoptar».

¿Ya conocías la historia de Palmira y Gabriela, pareja lésbica que hizo historia en la adopción lesbomaternal de Jalisco?