La desenfrenada visita de Allen Ginsberg a Nicanor Parra

Nicanor Parra (izquierda) y Allen Ginsberg (derecha) durante un encuentro literario en 1987 / Foto: Sibila

Allen Ginsberg, uno de los escritores abiertamente gays más famosos de la historia, encontró inspiración en el escritor chileno Nicanor Parra.

La obra de algunos de los grandes representantes de la generación beat, incluida la del autor abiertamente gay Allen Ginsberg, está en gran medida inspirada por los escritos de Nicanor Parra.

A primera vista, la obra de los escritores de la generación beat no luce tan similar a la del gran antipoeta chileno. La obra de Parra está alejada de los relatos sobre drogas, road trips y sexo gay que caracterizan los textos de Jack Kerouac, William S. Burroughs y el propio Allen Ginsberg. Sin embargo, en el fondo, tienen algo en común: su rompimiento con la poesía y la literatura tradicional. CHECA NUESTRA LISTA DE LIBROS LGBT+ NUEVOS PARA LEER EN 2021.

Así lucía Allen Ginsberg en 1956. / Foto: Gatopardo

El gran antipoeta

En 1954, Nicanor Parra publicó el libro Poemas y antipoemas. Se trata de una obra que cuestionaba los cánones tradicionales de la poesía, representada en Chile por Pablo Neruda. En 1956, 2 años después, apareció en Estados Unidos Aullido, libro de Allen Ginsberg considerado texto fundacional de la obra literaria de la generación beat. Pero ¿cuál es la relación entre ambos autores?

Nicanor Parra, escritor chileno / Foto: El Mostrador

Resulta que cuando Ginsberg comenzó a escribir, Parra era ya un autor consolidado. De hecho, Ginsberg y el también escritor beat Lawrence Ferlinghetti hicieron algunas de las primeras traducciones de la obra de Parra al inglés. CONOCE LA HISTORIA DE LUIS ZAPATA, EL GRAN ESCRITOR GAY MEXICANO.

Años después, en la década de los 60, Allen Ginsberg y Lawrence Ferlinghetti acudieron al Primer Encuentro de Escritores Americanos en Chile. De acuerdo con El Mostrador, allí Ferlinghetti leyó su poema Superpoblación y el público le hizo notar las similitudes entre su obra y la de Nicanor Parra. Al respecto, el estadounidense no dudó en reconocer al chileno como referente:

«Tiene seguramente la razón el observador. Yo estaba colaborando en una traducción de los antipoemas de Parra cuando escribí ‘Superpoblación’. Dada mi admiración por el chileno, no es raro que algo de él se me contagiara».

Una relación más allá de la influencia literaria

Pero la relación entre Nicanor Parra y Allen Ginsberg fue mucho más allá de la simple influencia literaria. Por el contrario, llegó a la amistad. En 1960, cuando Ginsberg visitó Chile, el antipoeta lo alojó en su casa durante casi 3 meses.

Se dice que en Chile Allen Ginsberg fue fiel a su estilo de vida y a las vivencias retratadas en su obra, pues fumó marihuana, consumió cocaína y tuvo mucho sexo gay. «¡Quiero homosexuales, quiero cocaína, vengo a coger!», se escuchaba gritar al estadounidense por las calles de Santiago.

En cambio, Nicanor Parra era un intelectual más concentrado en las matemáticas, en la filosofía y en la política. En una ocasión Nicanor no soportó más los desfiguros de Ginsberg y lo abandonó en casa de la también poeta Stella Díaz. Pero eso no impidió que desarrollaran un vínculo cercano. Ambos mantuvieron correspondencia y en posteriores encuentros literarios el escritor beat tradujo al inglés las declamaciones del antipoeta chileno.

¿Te sorprendió saber que Nicanor Parra inspiró la obra de uno de los escritores gays más famosos de la historia?

Con información de El Mostrador y La Tercera