Sexualidad VIH Estos son tus derechos laborales si vives con VIH

Estos son tus derechos laborales si vives con VIH

10 cuestiones básicas que todas las personas que vivimos con VIH debemos conocer respecto a nuestros derechos en el trabajo. / Foto: Adobe Stock

Las personas que vivimos con VIH solemos enfrentarnos a distintos miedos, como no sentirnos seguros respecto a compartir nuestro diagnóstico en el entorno laboral por temor a ser privados de nuestros derechos.

Compartir nuestro diagnóstico en el entorno laboral podría devenir en discriminación por parte de nuestros compañeros o, peor aún, en un eventual despido. ¿Qué hacer? ¿A quién acercarnos?

Para tener un panorama más claro y evitar que se vulneren nuestros derechos laborales por vivir con VIH, en Homosensual consultamos a Víctor Alfonso Matadamas Hernández, abogado laboral. Él nos dio detalles acerca de 10 cuestiones básicas que todas las personas que vivimos con VIH debemos conocer respecto a nuestros derechos laboralesen el trabajo. 

¿Varían en algo mis derechos laborales como persona que vive con VIH respecto a los de una persona que no vive con el virus?

No, los principios generales de derecho señalan que todas las personas somos iguales ante la ley, por lo cual todos tenemos los mismos derechos laborales. Cualquier distinción, motivada por origen étnico o racial, el género, la edad, vivir con alguna discapacidad, la condición social, las condiciones de salud, la religión, las opiniones, la orientación, el estado civil o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos, será considerada como discriminación.

¿Pueden solicitarme una prueba de VIH como parte del proceso de contratación para un trabajo? 

No, este sería un ejemplo de las conductas discriminatorias prohibidas por la ley. Nadie debe ser evaluado o condicionado para el desempeño de una función en razón de estatus de salud o padecimientos. 

Sin embargo, es obligación del patrón llevar un seguimiento médico de sus colaboradores, por lo cual podrían solicitarte información de salud con el fin de establecer planes de acción para favorecer el entorno laboral de los colaboradores y enfocarlas en su beneficio y jamás en su prejuicio. Esta información es de carácter totalmente privado. Nadie tiene derecho a violar la confidencialidad de tu estatus serológico. Es decir: divulgar que vives con VIH sería violatorio de tus derechos. AQUÍ PUEDES ENCONTRAR MÁS INFORMACIÓN AL RESPECTO.

Si ya estoy contratado y al hacerme una prueba resulta reactiva, ¿pueden despedirme por vivir con el virus?

No, como se mencionó, el estado de salud de las personas no puede ser una causal para condicionar el empleo. Despedir a una persona por vivir con VIH sería una práctica ilegal.

¿Qué leyes o artículos me protegen ante un eventual despido por vivir con VIH?

Te protegen los tratados internacionales de los cuales forma parte México por su suscripción y ratificación, los principios de igualdad y no discriminación consagrados en nuestra Constitución, y lo previsto en Ley Federal del Trabajo. 

¿A qué instancias puedo/debo asistir para hacer valer estos derechos?

Siempre debes acudir con las autoridades competentes,como el Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral y los Centros de Conciliación Local. También, con las autoridades federativas y su Dirección o Departamentos del Trabajo, y la Procuraduría de la Defensa del Trabajo.

¿A qué instancias puedo/debo acudir si recibo hostigamiento laboral por parte de mis compañeros o por discriminación institucional?

Las instituciones de trabajo mencionadas atienden y resuelven este tipo de problemas, así como cualquier otro conflicto de relaciones obrero-patronales. Asimismo, puedes acudir al Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED). Ahí pueden emitir exhortos para el cese de estas prácticas, además de que —en caso de comprobarse el hostigamiento— comprometen a la entidad laboral a seguir cursos de sensibilización. 

¿Puedo afiliarme al IMSS o ISSSTE como cualquier otro trabajador para solicitar mi tratamiento antirretroviral?

Por supuesto. La afiliación a las instituciones de salud no puede ser limitada por alguna condición de salud o padecimiento.

En caso de tener que acudir a recoger mi medicamento o hacerme mis chequeos periódicos y estos coincidan con mi horario laboral, ¿puedo pedir permiso en el trabajo para ello?

Sí, los patrones están obligados a otorgar los permisos que sean necesarios para salvaguardar la salud de sus colaboradores. En las instituciones donde se tienen las citas médicas o se recogen medicamentos se emiten documentos que funcionan como justificantes, de esta forma evitas descuentos en tus pagos o que se te vincule con prácticas indebidas, como abandono de trabajo. Hay que procurar siempre respaldarte con ellos.

Si debido a una infección o enfermedad oportunista asociada al sida debo pedir incapacidad, ¿pueden despedirme mientras estoy incapacitado?

No, nadie puede ser despedido por su estado de salud. La incapacidad expedida por las instituciones de salud acredita la imposibilidad física de un colaborador para prestar el servicio. Por eso es muy importante tramitar la incapacidad. Además de que nadie puede despedirte mientras esta sea efectiva, seguirás recibiendo remuneración por parte de tu trabajo. ASÍ ME DESPIDIERON DURANTE MI DISCAPACIDAD.

¿Qué es lo que aún falta por hacer para proteger los derechos de las personas que conviven con VIH?

Aun cuando nuestra legislación es general y marca claramente la prohibición de prácticas discriminatorias por parte de los patrones, el verdadero problema es la forma de pensar de las personas. No son las instituciones o las empresas quienes discriminan, son las personas las que realizan estas prácticas, basadas en creencias erróneas, prejuicios y desconocimiento. Deben seguirse haciendo campañas para promover una cultura de inclusión en todos los niveles.

¡Ahora que ya conoces más sobre tus derechos laborales si vives con VIH, no te dejes intimidar y hazlos valer!

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.
Salir de la versión móvil