70% de los LGBT+ ha sufrido acoso sexual en el trabajo

Un estudio encontró que 7 de cada 10 personas LGBT+ s ehan sentido acosadas en el trabajo, y esto no es lo más alarmante de la investigación. / Foto: Frank May

Casi ningún LGBT+ está fuera del clóset laboralmente. Aun así, la cantidad de personas LGBT+ que han sufrido acoso sexual en el trabajo es alarmante.

Un nuevo estudio llamado Acoso sexual de personas LGBT en el trabajo fue publicado el 17 de mayo del 2019, el Día Internacional Contra la Homofobia, Transfobia y Bifobia. Este fue realizado por el Congreso de Sindicatos de Reino Unido (TUC, por sus siglas en inglés) y se encuestó a 1001 personas LGBT+.

En esta investigación se exploraron las experiencias de trabajadores LGBT+, de personas de color y minorías étnicas, así como de gente con discapacidades. Absolutamente todos los resultados encontrados son sumamente preocupantes.

Aproximadamente 7 de cada 10 empleados LGBT+ han sido acosados en el trabajo

Según los resultados, 42% de estos trabajadores había recibido comentarios o preguntas inapropiadas sobre sus encuentros en la cama. Además, 27% aseguró haber recibido piropos o flirteos verbales que no eran bienvenidos.

Respecto a esto, 66% dijo no haber avisado a sus jefes, y más de un cuarto dijo que la razón fue que tenían miedo de que los sacaran del clóset en el trabajo. Esto porque, tan solo 1 de cada 3 empleados LGBT+ son abiertos sobre su orientación en el lugar donde laboran.

Aproximadamente dos tercios de los trabajadores LGBT+ no son abiertos sobre su orientación en el trabajo. / Foto: Anne Regan

En cuanto a acoso sexual, 21% contó haber sufrido cosas como contactos físicos no solicitados en senos o genitales, además de intentos por besarles. Igualmente, 12% de las mujeres LGBT+ aseguraron haber sido seriamente acosadas o incluso violadas en el trabajo.

Mujer, de color y LGBT+: una combinación infernal en la oficina

Mujeres negras y de otras minorías étnicas son las más atacadas en el trabajo. Aproximadamente 54% de las mujeres de color LGBT+ reportaron haber sufrido contactos físicos no solicitados. Igualmente, 45% dijeron haber sido acosadas sexualmente, mientras que el 27% aseguraron haber sido violadas.

En cuanto a las mujeres LGBT+ con discapacidades, la mitad de ellas reportaron ser tocadas sin su consentimiento. Además, 38% dijo haber sido acosada sexualmente y el 24% ha sufrido de una violación o acoso continuo y serio.

Las mujeres LGBT+ no caucásicas y con discapacidades son las que más sufren de acoso y violencia sexual en el trabajo. / Foto: Perú 21

De todas las personas LGBT+ encuestadas, el 16% señaló que el acoso sexual afectó su salud mental. Un grupo de la misma proporción además dijo haber renunciado a su trabajo debido a este tipo de violencia.

¿Qué dicen los expertos sobre estos resultados?

Ante los preocupantes resultados, la secretaria general del TUC, Frances O’Grady, aseguró que esta era una ‘epidemia escondida’. En el reporte, escribió lo siguiente:

«La cultura laboral tiene que cambiar. Nadie debería de creer que el hecho de que un colega sea LGBT+ le da permiso para hacer comentarios sexualizadores o preguntas inapropiadas, mucho menos actos serios de abuso sexual».

Ante esto, el TUC hizo una llamada al gobierno inglés para comenzar a crear leyes que verdaderamente castiguen a los que acosen a cualquier persona en el trabajo. Además, hicieron un llamado para que las personas LGBT+ alcen la voz y denuncien esto, aliándose con sus sindicatos y otros organismos civiles que apoyen a la comunidad.

Frances O’Grady, secretaria general del TUC. / Foto: Red Pepper

Sin duda alguna, que exista tanta violencia laboral hacia los trabajadores sexualmente diversos es algo sumamente preocupante. En otro estudio de 2018 —el cual se titula Kantar Inclusion Index, de la empresa Kantar— ya se había encontrado que tan solo 9% de la fuerza laboral es LGBT+. Sin embargo, los resultados del reporte del TUC indican que, en realidad, este 9% representa solo a los trabajadores fuera del clóset, no a todos los LGBT+.

Para que esta situación cambie, no es suficiente con que el gobierno emita recomendaciones y que escriba nuevas leyes. Las empresas también deben tomar una iniciativa propia para prevenir, identificar y tratar adecuadamente casos de acoso y homofobia dentro del espacio laboral. A menos que esto suceda, la ‘plaga escondida’ de la que hablaba O’Grady solo seguirá creciendo y afectándonos más a los trabajadores sexualmente diversos.

Como persona LGBT+, ¿alguna vez has sufrido de acoso sexual en el trabajo? ¿Cómo pudiste resolver esta situación?

Con información de TUC, The Guardian y CNN en español

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.