Lesbiana y luchadora, así era Sara García, la ‘Abuelita de México’

Sara garcía abuela mexico lesbiana feminista
Sara García, ícono del cine mexicano / Foto: Excélsior

De acuerdo con varios datos recopilados por diversas fuentes, Sara García era lesbiana y estaba en pro de los derechos de la mujer.

A pesar de su popular imagen como la ‘Abuelita de México’, fuentes señalan que Sara García era lesbiana y apoyaba muchos movimientos en favor de la mujer.

Sin embargo, la poca apertura de la época la orilló a vivir en el clóset. Estuvo casada y hasta tuvo una hija, pero finalmente pasó sus días al lado de Rosario, de quien se presume que era su pareja.

Pedro Infante y Sara García / Foto: Pinterest

Icono lésbico del cine

Sara García es una de las máximas figuras de la época de oro del cine mexicano, por eso jamás nadie habría imaginado que la actriz era en realidad lesbiana. No obstante, así lo señalan datos recabados por el Obituario LGBTTTI Mexicano de Archivos y Memorias Diversas.

García es conocida por interpretar a personas mayores en películas icónicas como Los Tres García, La Tercera Palabra y Dicen que Soy Mujeriego. Por estas cintas compartió la pantalla con estrellas de la talla de Pedro InfanteJoaquín Pardavé.

Sin embargo, detrás de los reflectores la abuelita favorita del cine mexicano escondía un gran secreto. Y es que de acuerdo con datos que también corrobora Ileana Baeza Lope en su libro Sara García: ícono cinematográfico nacional mexicano, abuela y lesbiana, ella no era heterosexual.

Sara era un mujer muy disciplinada e independiente que, a pesar de haber estado casada con el actor Fernando Ibáñez, sostuvo un romance muy longevo con otra mujer.

Rosario González y Sara García / Foto: Ulisex!Mgzn

Rosario, amor de la vida

En 2015, Manuel ‘Flaco’ Ibáñez desató mucha controversia en Twitter luego de que afirmara que Sara García había sido lesbiana. 

De acuerdo con sus declaraciones, la actriz sostuvo un romance con una mujer llamada «Rosario». Era por esta razón que ella bromeaba a menudo diciendo que «iba a echarse un rosario».

A pesar de la indignación que causó su comentario, Rosario fue una mujer real y estuvo prácticamente presente durante toda la vida de García. Su apellido era González, y estudió en el mismo colegio que Sara cuando eran niñas.

Las dos se reencontraron a los 29 años y sostuvieron una relación bastante estrecha y cercana. Cuando Sara finalmente enviudó 3 años más tarde, se volvieron inseparables y estuvieron juntas por casi 60 años.

De acuerdo con lo recabado por el Obituario LGBTTTI Mexicano de Archivos y Memorias Diversas, era ella quien la atendía y le daba sus medicinas. Además, la asistía para recibir a sus famosas amistades en su casa de la Colonia Del Valle en CDMX.

Pero no solo eso, también la ayudaba a escoger sus papeles para el cine y la televisión, tomaba recados y escogía todo lo que usaba. Sobre todo, González era su apoyo sentimental y profesional más importante.

Tanto así que en 1980, tras morir de un paro respiratorio a los 85 años, Sara García heredaría todo a Rosario, quien estuvo a su lado hasta su último respiro. 

Definitivamente, Sara García debería ser revalorada como uno de los personajes LGBT+ que cambiaron la historia de nuestro país.

Rosario atendiendo a Sara García / Foto: Twitter (@marthadebayle)

¿Qué opinas de esta breve historia sobre Sara García, de quien se sabe que era lesbiana?

Con información de Archivos y Memorias Diversas; Ulisex!Mgzn; Sara García: ícono cinematográfico nacional mexicano, abuela y lesbiana; Alejandro Zúñiga y sus faranduleros y IMDB

error: Alert: Ya te vimos pillín, mejor comparte.